Ubicado en el Círculo Israelita de Santiago:

Museo Interactivo Judío se consolida como referente en la educación

Tras alcanzar los 20 mil visitantes, el Museo Interactivo Judío se impuso el desafío de llegar a todavía más personas por medio de la ampliación de la oferta de actividades y recursos para la enseñanza del Holocausto y de la historia del pueblo judío.

La meta es ambiciosa, pero no imposible: que los chilenos extiendan su respeto hacia las minorías y valoren la diversidad. Con ese foco, el MIJ está desarrollando un programa de alianzas con los colegios que han visitado el museo para ofrecerles diferentes charlas, todas adecuadas al currículo del Ministerio de Educación y su Plan de Formación Ciudadana.

Una de las actividades que más han solicitado los docentes es la “#ComienzaConmigo”. Se trata de una dinámica donde se muestran las etapas previas a la concreción de un genocidio, siendo las principales los prejuicios, la estigmatización, la discriminación y la violencia. Por medio del análisis de fotografías de la Segunda Guerra Mundial los estudiantes discuten sobre cuál etapa representa cada imagen. Luego, el moderador reparte imágenes actuales, algunas de apariencia inocente, como por ejemplo un chiste gráfico sobre los gallegos, y repiten el ejercicio de establecer en qué etapa de los pasos para un genocidio se encontraría cada imagen.

Esta actividad permite debatir los contenidos y relacionarlos con el bullying escolar, la homofobia, el acoso laboral, el machismo, y tantos otros que motivan a los estudiantes, quienes se sorprenden al notar las similitudes entre lo que pasó durante el régimen nazi y hechos que ocurren actualmente.

Otra actividad que ha sido un rotundo éxito es la oportunidad que brinda el MIJ de llevar a una sobreviviente del Holocausto al colegio. Ana María Wahrenberg, quien llegó a Chile a los 8 años tras ser testigo de la Noche de los Cristales Rotos, cuenta su historia y entrega un mensaje que no deja indiferente a nadie. Su fortaleza y amplitud de mente para contestar las preguntas de los estudiantes causan un impacto significativo que, complementado con la visita al Museo, entrega a los alumnos un contenido invaluable.

Recursos educativos online

Pensando no sólo en reforzar el mensaje del MIJ para los visitantes, sino en los colegios fuera de la Región Metropolitana, se han confeccionado una variedad de materiales didácticos para que el docente profundice temas históricos y valóricos en la sala de clases y así poder ampliar el alcance del mensaje del Museo Interactivo Judío.

Estos recursos educativos son desarrollados por el MIJ y están tanto en la web del museo
(www.mij.cl/recursos) como en la plataforma educativa de la USC Shoah Foundation. La plataforma Iwitness.usc.edu es un sitio web donde se puede encontrar material basado en testimonios sobre de temas de Derechos Humanos, la prevención de genocidios y la educación a la ciudadanía, entre otros.

“Es interesante notar que si bien muchos colegios vienen al museo como complemento a lo que están estudiando en ciencias sociales, una gran cantidad viene por filosofía, religión o lenguaje. Y es ahí donde más podemos aportar con contenidos que los docentes agradecen, por estar en línea con los objetivos académicos que les exigen, pero además porque son muy atractivos y fáciles de aplicar en la sala de clases”, explica Deby Roitman, encargada de Educación del MIJ, quien añade que “la web iwitness.usc.edu contiene material en distintos idiomas, y USC Shoah Foundation está muy interesado en ampliar su oferta para los países latinoamericanos y la comunidad latina de los EE.UU. El Museo desarrollará este año media docena de actividades. ¡Y el 2019 vamos por más!”.

 

Entrevista a Alejandra Morales Stekel,
Directora ejecutiva del MIJ:
Impresionante aumento de visitas

-Durante los primeros 5 meses de este año las visitas aumentaron 300% con respecto al mismo periodo del año pasado, ¿a qué se debe este logro?

-La consolidación del MIJ ya es un hecho. El aumento en las visitas ha sido exponencial este año, Un profesor con un curso electivo de historia, este año ya nos agendó para venir con todo el nivel de segundos medio de su colegio, y así muchos ejemplos. Detrás de eso hay un trabajo intenso, de uno a uno, que hoy está dando frutos. Contactar a los colegios, mostrar el Museo a docentes que quieren asegurarse de que sus estudiantes recibirán una experiencia educativa significativa, la generación de contenido para redes sociales, todas son acciones conducentes a tener una agenda 2018 con capacidad prácticamente completa y con fechas tomadas con meses de anticipación.

-¿Esperaban esta recepción?

-Sabíamos que tanto el recorrido de Historia Judía como el del Holocausto son de primer nivel, son atractivos y serían de interés de los profesores, sin embargo siempre es satisfactorio constatar que lo que soñamos en algún momento se vaya concretizando. ¡Tenemos gente los domingos y hasta en las noches! Hoy el desafío es encontrar nuevas formas de llegar con nuestro mensaje y buscar el financiamiento que la alta demanda de visitas implica.

En mayo el MIJ rompió un récord de asistencia, con más de 2.000 visitantes.

El MIJ entrega colaciones y material educativo para todos los estudiantes y a los colegios vulnerables provee el transporte.

La estructura del MIJ y la mediación de los guías permite adaptarse a distintas audiencias, desde una iglesia evangélica hasta estudiantes de bioética.

Por MIJ