La Guerra de las Galaxias:

Carrie Fisher, la mítica Princesa Leia

La actriz estadounidense de origen judío Carrie Fisher falleció prematuramente a los 60 años, tras varios días en el hospital, según un comunicado de la famila.

Hija del animador Eddie Fisher y de la actriz Debbie Reynolds, Fisher nació el 21 de octubre de 1956 en Beverly Hills y se crió en el mundo a veces tumultuoso del cine, el teatro y la televisión.

Popular por su mítico papel de la Princesa Leia en «La guerra de las galaxias», Fisher labró una carrera en Hollywood de la mano de la popular saga. Un papel que la hizo probar las mieles del éxito y que la llevó, de la mano de la fama imprevista, hasta los fondos más oscuros de la profesión.

Carrie Fisher saltó a la fama como la princesa Leia de «Star Wars» en la trilogía original de ciencia-ficción de George Lucas: «La guerra de las galaxias» (1977), «El imperio contraataca» (1980) y «El retorno del Jedi» (1983).

La noche del 23 al 24 de diciembre, Carrie Fisher sufrió un infarto mientras volaba de Londes a Los Ángeles. Sobrevivió gracias a la reanimación cardiopulmonar que le realizaron en pleno vuelo, sin embargo, durante la semana pasada finalmente falleció.

Debbie Reynolds, su madre, -quien lamentablemente también falleció un día después de la muerte de su hija- manifestó su pesar por el fallecimiento de su hija a través de su perfil de Facebook: «Gracias a todos los que han ensalzado las virtudes y el talento de mi amada e increíble hija».

Por ABC